cerrar Actualice su navegador
El navegador que está usando en este momento se encuentra desfasado y no cumple los estándares actuales para páginas web. Si quiere disfrutar una versión actualizada de este y otros sitios web, recomendamos que lo actualice gratuitamente a través de uno de estos enlaces:
Internet Explorer 9 Mozilla Firefox Google Chrome

El Valencia no iniciaba tan mal la Liga desde 1999

FÚTBOL VALENCIA | 31 de octubre de 2013

El delantero brasileño del Valencia Jonas Gonçalves Oliveira al finalizar el partido correspondiente a la undécima jornada de Liga de Primera División disputado ayer frente al Almería en el estadio Mestalla de Valencia. EFE

Valencia, 31 oct (EFE).- El Valencia, que este miércoles perdió en casa contra el colista Almería (1-2), tiene trece puntos tras la disputa de las primeras once jornadas de competición y no empezaba tan mal un campeonato de Liga desde el año 1999.

El Valencia ha perdido los tres últimos partidos y empató el anterior, por lo que suma un punto de los últimos doce y se encuentra más cerca de los puestos de descenso que de los europeos, en los que el club había centrado sus objetivos de la actual temporada.

Casi peor que los números del equipo es su oferta futbolística, ya que el Valencia apenas brilló en los partidos que ganó en septiembre y ha visto como sus tres últimos rivales (Real Sociedad, Villarreal y Almería) le han derrotado con cierta facilidad, en el caso de los partidos jugados en Mestalla, sin agobios.

En la temporada 99-00, con Héctor Cúper en el banquillo, el Valencia inició mal la Liga y a estas alturas tenía once puntos, pero había recibido trece goles, seis menos de los que le han marcado este año.

Aquel inicio de competición no impidió que el Valencia acabara la Liga en tercera posición, clasificado para la Liga de Campeones y que fuera finalista de esta competición.

Sin embargo no fue ese su peor inicio de la Liga desde que en la temporada 97-98 esta competición la disputan veinte clubes y se suman tres puntos por victoria.

Precisamente en aquella campaña 97-98, el Valencia sólo acumulaba ocho puntos, era décimo octavo en la clasificación y acababa de salir goleado por 3-0 ante el Espanyol de Barcelona.

Aquella temporada dio comienzo con Jorge Valdano en el banquillo del Valencia, pero tras las primeras jornadas de competición, el italiano Claudio Ranieri le sustituyó como entrenador del equipo.

Tras la jornada once, la recuperación deportiva todavía no era una realidad, pero a las órdenes de Ranieri el equipo mejoró sus prestaciones y al final de la temporada fue noveno, lo que le permitió entrar en la Copa de la UEFA a través de la Copa Intertoto.

En cualquier caso, la actual puntuación del Valencia a estas alturas de la temporada no es sinónimo de fracaso definitivo. Prueba de ello es la marcha de la Real Sociedad en la pasada campaña, ya que a estas alturas de la Liga se encontraba en una situación idéntica a la del Valencia y ahora disputa la Liga de Campeones.

El tercer peor comienzo de temporada en los diecisiete años del actual formato competitivo se ha producido, además, en una campaña en la que el Valencia tan sólo se ha enfrentado hasta ahora a uno (el Barcelona) de los tres aspirantes al título, ya que todavía debe jugar con el Atlético de Madrid y el Real Madrid.

Por contra, ya ha jugado contra tres de los equipos de la zona baja de la tabla y, además de caer con el Almería en Mestalla, el Betis no le dio opción en el Benito Villamarín y el Rayo vallecano perdió en Valencia sin ser inferior al equipo que entrena Miroslav Djukic.

Durante estos años, el Valencia ha vivido inicios de Liga brillantes, en algunos de los cuales ha llegado a mantener el liderato y con registros de hasta veinticuatro puntos como los sumados en la campaña 2009-2010, que prácticamente duplican los de la actual.

Junto a los números, preocupa en el entorno valencianistas el modelo de juego del equipo, marcado por la indefinición cuando las cosas van bien y por la impotencia cuando las circunstancias se tuercen.

Sin una alineación base definida y con una plantilla con pocos defensas y plagada de centrocampistas, el actual Valencia poco tiene que ver con el de sus mejores momentos, que siempre se basaron en la solidez defensiva, la consistencia en el centro del campo y la capacidad para sacar rendimiento de los pocos goles que obtenía. Alfonso Gil

  • Ningún comentario presente
Normas de comentarios

www.ligabbva.com no se hace responsable de las ideas expresadas por los autores de los comentarios y se reserva el derecho a eliminar aquellos contenidos que:
  • resulten ofensivos y/o discriminatorios
  • que tengan como fin promover el boicot contra personas, productos empresas o instituciones
  • que atenten contra el derecho a la intimidad, al honor y/o a la propia imagen o nombre
  • aquellos que busquen fines comerciales y/o publicitarios
500 caracteres disponibles
Para evitar spam, por favor resuelva este simple problema matematico e ingrese el resultado (pinche en la imagen para recargarla).

Liga BBVA